Reválida para la Junta de Elizegi en la Asamblea


La suerte de la Asamblea General del Athletic que se celebra este domingo en Bilbao desde las diez de la mañana, por primera vez de manera telemática por la pandemia, está echada. Un examen para la Junta Directiva que patronea Aitor Elizegi, con su contable, Jon Ander de las Fuentes, como su principal estilete, que intentará aprobar, salir airoso para convencer a los socios compromisarios de la viabilidad de un presupuesto presentado para el próximo ejercicio, mediatizado, evidentemente, por los efectos prolongados del dichoso coronavirus.

La cacareada Grada de Animación de San Mamés, la reducción de las cuotas de los socios y el turno de ruegos y preguntas se antoja lo más peliagudo de la matinal del domingo. La Junta ha preparado la cita moviendo sus resortes y montando reuniones previas explicativas, pero a nadie se le escapa que, paralelamente, existe una corriente contraria a sus postulados organizada para tumbar las cuentas en el marco de una masa social dividida desde el mismo día de las elecciones en Ibaigane, donde 84 votos a favor del actual presidente desniveló la balanza rompiendo el pronóstico. Los efectos devastadores de la pandemia en el área económica no cesan. Su reguero se alarga más de lo previsto y los clubes de fútbol, en todas las categorías, lo notan con virulencia en su línea de flotación.

En el caso del Athletic, con esos 35 millones perdidos por el descenso de ingresos por publicidad, la rebaja porcentual de las cuotas a los socios, un 30%, que no pueden acudir a San Mamés cada quince días, la no clasificación para Europa, el cierre o el descenso de las ventas de las tiendas oficiales o las obras de infraestructura encaradas en Lezama que siguen su curso para mejorar sustancialmente unas instalaciones que se estaban quedando vetustas. Un nuevo reajuste de todas las partidas presupuestarias del Athletic, incluida la que ocasiona el mayor gasto en el balance global de cuentas como son las fichas de la primera plantilla, que se menguarán de nuevo sobre un 10%, a añadir a la anterior merma del 6% de hace unos meses tras el confinamiento general.

Escudo/Bandera Athletic

LaLiga Santander

*Datos actualizados a fecha 26 de diciembre de 2020

Al menos, como estaba previsto, el Gobierno español aprobaba el pasado día 22 un Real Decreto por el que liberaba al Athletic de las pérdidas ocasionadas por la COVID-19, en un caso similar a los otros tres clubs de Primera que no son SAD (sociedades anónimas deportivas) como Barça, Real Madrid y Osasuna. Por lo tanto, la Junta que preside Aitor Elizegi, no avalará los 35 millones de las pérdidas del COVID que habían sido anunciadas ya que no se perjudicará los patrimonios personales por los directivos, correspondiente al 15% del presupuesto de gastos del ejercicio en el que la junta directiva iniciaba su gestión.



Fuente: As.com

Compartir