¿Por qué Raphael puede cantar ante 5.000 personas y el baloncesto se juega a puerta cerrada?



¿Por qué Raphael puede cantar ante 5.000 personas y el baloncesto se juega a puerta cerrada? 1

El pasado sábado, Raphael ofreció un concierto en el Wizink Center que ha generado mucha polémica. El motivo se debe a que el recinto madrileño acogió a 5.000 personas que asistieron al recital del cantante. Pese a cumplir con todas las medidas de seguridad, muchos usuarios compartieron su indignación a través de las redes sociales por el peligro de contagio que entraña un evento de estas características.

Además, el concierto tuvo lugar sólo un día después de que las autoridades de la capital española anunciaran la prohibición de reunirse más de seis personas durante las fiestas navideñas. Esto motivó que el concierto se convirtiera en trending topic a lo largo de todo el día.

A puerta cerrada

Desde que el pasado mes de marzo esas mismas gradas congregaran a 10.000 personas para disfrutar de Camela, ningún otro evento musical en España había recibido a tanto público. Da la casualidad de que este recinto es utilizado por la sección de baloncesto del Real Madrid y el Movistar Estudiantes para sus partidos en la Liga Endesa. 

Pero para disputar sus encuentros, ambos equipos se ven obligados a hacerlo a puerta cerrada. Existe una razón para explicarlo: los espectáculos deportivos dependen del Gobierno y del Consejo Superior de Deportes (CSD). Hasta la fecha, no han sido autorizados estos eventos con público, por lo que deben jugar sin espectadores en las gradas.

Mosqueo

Según adelantó el diario La Razón, los jugadores madridistas no han sido ajenos a la polvareda levantada por el concierto del intérprete. Tal y como informa el citado medio, la plantilla blanca no entiende cómo en el pabellón en el que tienen que jugar a puerta cerrada pudieran entrar 5.000 personas.



Fuente: As.com

Compartir