«No aguanté más y decidí apagarme, cerrar los ojos y decir adiós»



"No aguanté más y decidí apagarme, cerrar los ojos y decir adiós" 1

A 24 horas de conocerse la muerte del futbolista de Godoy Cruz Santiago «Morro» García, otra tragedia golpeó al deporte argentino. Alan Calabrese, un jugador de 22 años del club de rugby Ciervos Pampas, fue encontrado sin vida en su casa del barrio porteño de Mataderos. La principal hipótesis es que se trató de un suicidio.

Antes de morir, Calabrese escribió una carta en Instagram en la que confesó que sentía una «depresión tremenda» y que había tomado la decisión de quitarse la vida.

«Le trataba de poner la mejor cara y la mejor onda a todo siempre, porque no quería que nada me apague pero lamentablemente hoy no aguanté más y decidí apagarme, cerrar los ojos y decir adiós», afirmó el rugbier del club porteño, precursor en promover la diversidad sexual en este deporte.

Noticia en desarrollo



Fuente: Clarin.com

Compartir