Luciana Agudo, la reina del hockey sobre patines que no puede abandonar el césped – 15/10/2019


El destino de Luciana Agudo estaba atado al palo y a la bocha desde la cuna. Desde muy chiquita, acompañó de cerca a sus papás, entrenadores de hockey sobre césped, y a los 6 años comenzó a jugar sobre esas canchas en las que su tocaya, Luciana Aymar, supo hacer magia. Pero un par de años más tarde, siguiendo a su hermano, se animó a probar con el hockey sobre patines. La conquistó la velocidad y dinamismo de ese deporte, en el que se transformó en una de las mejores jugadoras del mundo. Aunque nunca olvidó su primer amor.

A los 29 años, la sanjuanina sigue jugando en las dos disciplinas. De vez en cuando, también compite en pista, especialidad en la que fue subcampeona de la Copa Panamericana 2017 con el seleccionado argentino. Y hasta tiene tiempo para estudiar: le queda un año para recibirse de kinesióloga.

Apenas le alcanzan las 24 horas del día para una rutina tan cargada, pero, aunque lo pensó en más de una ocasión, no puede elegir entre el césped o los patines.

Mirá también

«Quiero todo. No puedo dejar uno. Cuando empiezo a jugar en césped, me gusta tanto que hasta pienso en dejar los patines, pero nunca pude. Y así al revés. Cuando volví del Mundial, en el que perdimos la final, pensé: ‘Dejo el césped así me enfoco en esto y listo’. Pero tampoco pude. Ya me puse las zapatillas y estoy lista para empezar a entrenar», cuenta entre risas en charla con Clarín.

Durante toda su carrera priorizó los patines, algo que no sorprende. «Es que en San Juan, apenas aprendés a caminar te ponen los patines y empezás a jugar«, afirma. Pero tanto disfruta del césped que ya ni siquiera se anima a elegir uno sobre otro.

Luciana Agudo, en el seleccionado argentino de hockey sobre patines.

Luciana Agudo, en el seleccionado argentino de hockey sobre patines.

«Patín me gusta más. Es más llamativo, más rápido y divertido. Pero últimamente me gusta mucho el césped. No sé cuál elegir… Me lo preguntan siempre, pero no estoy segura», reconoce con un todo de voz que deja entrever un conflicto interno.

Para hacerle más complicada la elección, Luchi brilla por igual cuando maniobra la bocha sobre el sintético y cuando la lleva a toda velocidad sobre los patines. Y varios datos dejan en claro su habilidad innata en cualquiera de las dos superficies.

Mirá también

Cuando tenía 14 años, le llegó una convocatoria para sumarse a una concentración de las Leoncitas, que ella declinó porque en ese momento le llamaba más la atención la otra disciplina.

A los 18, la vinieron a buscar de España. Ella puso sus patines en la valija y partió hacia ese país, donde jugó entre 2008 y 2013 en Viesca Gijón. «Nunca firmé un contrato, pero me pagaban por jugar. Fue de palabra. En ese tiempo me llegaron ofertas de otros clubes, pero nunca quise irme. Me cuesta cambiar, porque me encariño mucho con las personas», recuerda.

"A veces utilizo recursos de patín en césped y al revés. Los voy complementando", cuenta.
Foto: Andrés Arequipa

«A veces utilizo recursos de patín en césped y al revés. Los voy complementando», cuenta.
Foto: Andrés Arequipa

En ese período ganó su primer Mundial con Argentina. Fue en 2010, en Madrid, en un certamen en el que fue elegida como la mejor jugadora del mundo. En 2013 volvió al país porque quería empezar a estudiar una carrera. Desde entonces, juega al hockey sobre patines en Concepción, su club de toda la vida, y en césped en el equipo de la Universidad de San Juan.

En 2014 festejó su segundo título mundial sobre ruedas en el torneo que se disputó en Tourcoring, Francia, y en el que también fue premiada como la mejor jugadora. Y al año siguiente, en la Liga Nacional de Hockey sobre Césped, en Mar del Plata, se llevó la distinción de MVP y goleadora del certamen. 

Mirá también

Este año se quedó con las ganas de sumar su tercer Mundial -y el sexto para nuestro país- porque el seleccionado femenino cayó 8 a 5 ante España en la final del campeonato que se jugó en el marco de los World Roller Games en Barcelona.

Consolidada desde hace años como una jugadora de elite, Agudo se sacudió rápido la desilusión y ni bien regresó a Argentina, retomó también los entrenamientos sobre césped.

La sanjuanina fue subcampeona de la Copa Panamericana de Hockey pista 2017 con el seleccionado argentino.

La sanjuanina fue subcampeona de la Copa Panamericana de Hockey pista 2017 con el seleccionado argentino.

«Voy cambiando mi rutina en relación a los torneos. Cuando tengo alguno importante con patín, le dedico más tiempo. Si no, entreno los dos a la vez, porque puedo coordinar al mediodía con césped y a la noche, patín. Este año dejé césped por dos meses para ir al Mundial y ahora me cuesta volver a arrancar. Pero entreno una o dos semanas y ya le agarro el ritmo», afirma cuando explica cómo se organiza en su vida diaria.

-¿Sos consciente de que no es normal tener tanta habilidad para dos deportes que son parecidos y a la vez diferentes?

-Me dicen que es raro, pero yo no lo noto tan difícil. Estoy acostumbrada. Tácticamente, son diferentes, pero técnicamente no tanto. Muchas veces utilizo recursos de patín en césped y de césped en patín. Los complemento. Muchas cosas se hacen parecidas. Igual soy coordinada para todo. Debe ser por eso que juego bien a los dos.

Mirá también

Y aunque sabe muy bien la calidad de jugadora que es, cuando la comparan con Aymar o la llaman «la Messi del hockey sobre patines» aparece su timidez. «Siempre me ha dado vergüenza que me digan cosas así. Pero también es un orgullo. He entrenado un montón para llegar a lo más alto, así que es una satisfacción, un premio», reconoce Luchi Agudo, quien con un palo de hockey en la mano, brilla con zapatillas en las canchas sintéticas y, en especial, con un par de patines en los pies.

En 2018 ganó el Campeonato Argentino de Hockey sobre Patines con Concepción, su club de toda la vida, y lo festejó con su familia.

En 2018 ganó el Campeonato Argentino de Hockey sobre Patines con Concepción, su club de toda la vida, y lo festejó con su familia.

El balance del Mundial y lo que le queda para este 2019

El subcampeonato en el Mundial de Barcelona, que se disputó en julio en el marco de los World Roller Games, dejó con un gustito amargo a Luciana Agudo.

Es que el seleccionado argentino superó la primera fase invicto, le ganó a Chile en semifinales y llegó a la final con muchas chances de gritar campeón. Pero en el partido por el título, España lo sorprendió.

El seleccionado argentino fue subcampeón de hockey sobre patines en el Mundial de Barcelona 2019.

El seleccionado argentino fue subcampeón de hockey sobre patines en el Mundial de Barcelona 2019.

«Veníamos viendo una España diferente. Y nosotros llegamos muy bien a ese partido. En la final nos habíamos planteado defender muy bien y no salió. Se nos vinieron muy encima, no pudimos salir. No hicimos un buen partido. En general el Mundial estuvo bien, pero no era lo que fuimos a buscar«, reconoce Agudo, que cobra becas del ENARD y de la Secretaría de Deportes de San Juan.

La sanjuanina fue una de las experimentadas de un plantel integrado casi en su totalidad por jugadoras cuyanas: seis de San Juan, tres de Mendoza y una de Buenos Aires. 

La temporada no se terminó para ella. En en el estadio Aldo Cantoni de San Juan, está jugando con Concepción el Panamericano de hockey sobre patines. Si gana el título, podrá jugar además la Copa Intercontinental. 

HS



Fuente: Clarin.com

Compartir