Los tres aciertos y dos errores de Pumas en su empate 0-0 ante Pachuca


Con el 1-0 global, Pumas logró calificar a las semifinales del Torneo Guard1anes 2020, de la Liga MX, luego de empatar a ceros con Pachuca en el Estadio Olímpico Universitario, y ahora queda a la espera de su rival en la siguiente fase que saldrá del ganador entre Cruz Azul y Tigres.

A continuación les dejamos tres aciertos y dos errores de los universitarios en el encuentro:

¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, 90min_es, y nuestra cuenta de Twitter, @90minespanol!

Avanzar a las semifinales

El máximo acierto fue avanzar, sin importar lo que haya pasado en Ciudad Universitaria, pues de entrada pocos daban posibilidades de que Universidad Nacional tuviera un gran torneo, tras la repentina renuncia del técnico español Míchel González.

Ahora, contra todo pronóstico, se encuentra cerca de llegar a otra final, después del gran acierto de haber dejado al argentino Andrés Lillini como timonel del equipo. No obstante, si debe mejorar bastante para el resto del certamen.

Julio González

El mayor temor de la afición auriazul de cara a la Liguilla era haber perdido a Alfredo Talavera, quien fue su gran figura a lo largo de la fase regular, sin embargo, el arquero de Acapulco ha logrado hacer olvidar por ahora al titular indiscutible.

Si los Tuzos no pudieron dar la vuelta al marcador fue gracias a las actuaciones del portero, quien tuvo por lo menos dos o tres atajadas importantes hacia el chileno Víctor Dávila y el colombiano Óscar Murillo, demostrando que no le quedó grande el saco de reemplazar al dos veces mundialista.

Un complemento totalmente diferente

Después de haber regalado todo el primer tiempo,Lillini hizo despertar a sus pupilos para el complemento y se vio un equipo totalmente diferente que ahora sí salió a proponer, tapando los espacios a los visitantes, quienes ya no pudieron practicar el mismo fútbol.

El mediocampo mejoró bastante pues el técnico hizo jugar aún más pegados al uruguayo Facundo Waller, Carlos Gutiérrez, Erik Lira y Juan Pablo Vigón, lo cual funcionó y al menos pudieron generar acciones de peligro. Cabe resaltar el gran duelo que brindaron Lira y Gutiérrez, los más peligrosos del cuadro universitario.

Primer tiempo infame

Los del Pedregal tienen mucho que agradecer a la suerte y a la poca contundencia de los dirigidos por el uruguayo Paulo Pezzolano, pues salieron totalmente dormidos en el primer tiempo, regalando 45 minutos a sus rivales, quienes tocaron continuamente el arco de González, pero no supieron concretar, donde las más cercanas fueron un remate de Dávila que pegó en el travesaño y un disparo elevado de Víctor Guzmán, que había entrado solo al área. Definitivamente deberán mejorar ese aspecto para las semifinales.

Errores en los pases y poca conexión

A diferencia de los Tuzos, Pumas estuvo muy impreciso a la hora de pasar el balón durante el primer tiempo, una situación que se debió también a la poca conexión que existió entre el mediocampo y la delantera, ya que el paraguayo Carlos González y el argentino Juan Ignacio Dinneno apenas si pudieron estar en contacto con la pelota, pasando casi desapercibidos.

Del mismo modo, Vigón pesó muy poco y Waller quedó a deber, aparte tampoco se puede dejar de lado las malas salidas del arquero González, que regaló la pelota varias veces.





Fuente: 90min.com

Compartir