Independiente está cerca de sumar a un extremo que no puede pagar Rosario Central


Federico Martínez se entrena bajo las órdenes de Kily González en Rosario Central, pero está a la espera de que un llamado le confirme su mudanza a Buenos Aires, más precisamente a Independiente.

El atacante uruguayo de 24 años no continuaría en el Canalla a pesar de haber jugado allí apenas dos partidos. Es que el club de Avellaneda tiene todo acordado con Liverpool de Uruguay y pondrá el dinero que no puso el equipo de Santa Fe para incorporarlo en una apuesta de la dirigencia, con el aval de Lucas Pusineri.

¿Qué falta? Que el Rojo deposite del otro lado del Río de la Plata la primera cuota de los 1.350.000 dólares que arregló de palabra con la entidad. El monto de este primer giro será de 300 mil dólares y una vez que eso se haga efectivo, Liverpool avisará a Central y el extremo derecho que también puede jugar por la izquierda armará sus valijas.

Central había adquirido el 30 por ciento de Martínez a cambio de casi 800 mil de la moneda norteamericana. Sin embargo, nunca llegó a cumplir con ese compromiso y generó una deuda que se tornó impagable cuando estalló la pandemia y la crisis que el parate trajo.

Lucas Pusineri espera refuerzos.
Foto Foto Maxi Failla

Lucas Pusineri espera refuerzos.
Foto Foto Maxi Failla

Liverpool, entonces, reclamó en FIFA el pago. La dirigencia rosarina confiaba en poder renegociar lo adeudado, pero la situación no era sencilla. Ahí fue cuando apareció Independiente a través de su mánager, Jorge Burruchaga, que fue quien inició las gestiones con el club uruguayo. También avisó en Central que pretendía acelerar por su jugador y recibió el visto bueno.

Es que al equipo rosarino, si bien pierde un futbolista importante, le resuelve un conflicto debido a que una vez que el Diablo haga su pago, Liverpool levantará su reclamo en FIFA.

Las conversaciones vienen desde hace un tiempo. En una primera instancia, la intención era poner lo que no puso Central y quedarse con ese 30 por ciento. Pero con los días todo fue virando. Del otro lado del río imponían condiciones diferentes a las pretendidas por Independiente y todo se había estancado en la última semana. Hasta que este miércoles volvió a encaminarse y cuando se gire el dinero todo quedará sellado.

Se trata de un jugador que no fue pedido por Pusineri, aunque el entrenador aprobó su arribo. Martínez surgió de Liverpool, donde jugó 137 partidos y convirtió 27 goles. Y si en estas horas todo se da como está estipulado será confirmado como refuerzo rojo.

Más jugadores en la mira

Sebastián Sosa, en México.
Foto: @MazatlanFC

Sebastián Sosa, en México.
Foto: @MazatlanFC

Otro que está a un paso es el defensor central Ezequiel Muñoz, quien ya se hizo la revisión médica el fin de semana pasado y aguarda la resolución de los últimos detalles para estampar la firma y sumarse al plantel en Villa Domínico.

Pusineri está muy atento a lo que suceda en México. Es que espera buenas noticias de Sebastián Sosa, quien está destrabando su salida de Mazatlán. El arquero de 34 años ya habló con los directivos mexicanos y les dejó en claro que quiere retornar a la Argentina.

Independiente ofertó un préstamo sin cargo con una opción de compra. En Mazatlán solicitaron un cargo de unos 300 mil dólares, que por estas horas se redujo a 200 mil. Según trascendió, el propio uruguayo, ex Boca, Vélez y Central, haría un esfuerzo económico para hacerse cargo de gran parte de esa cifra y así agilizar su adiós.

Mientras tanto, dos juveniles renovaron su contrato hasta diciembre de 2023. Se trata de los defensores Sergio Barreto y Thomás Ortega, ambos con una cláusula de salida de 20 millones de dólares.

HS



Fuente: Clarin.com

Compartir