«Fue algo hermoso ganarle a Boca la final de la Copa de la Superliga»


Boca Juniors v Tigre - Copa de La Superliga 2019
Boca Juniors v Tigre – Copa de La Superliga 2019 | Demian Alday/Getty Images

A pocos días de la reanudación del fútbol chileno, Walter Montillo habló en exclusiva con 90min, El jugador de la Universidad de Chile repasó los hitos más importantes de su carrera, desde sus inicios en San Lorenzo hasta las consagraciones como la del año pasado con Tigre, equipo con el que fue campeón de la Copa de la Superliga, en una recordada final frente a Boca Juniors. A su vez, elogió a Néstor ‘Pipo’ Gorosito, sobre quien aseguró que es uno de los entrenadores que más influyó en su trayectoria deportiva.

¿Cómo estás transitando estos días con la posibilidad de la vuelta al fútbol en Chile?

Por suerte ya volvimos a los entrenamientos. Si bien en Chile no hubo una cuarentena total, por momentos nosotros la cumplimos a rajatabla, sobre todo los futbolistas de la Universidad de Chile a los que se nos pidió que no salgamos.

Montillo surgió de las inferiores de San Lorenzo de Almagro y debutó oficialmente en el 2002, año en el que el ‘Ciclón’ consiguió la primera Copa Sudamericana de su historia. Al año siguiente, Leandro Romagnoli, ídolo del club, sufrió una dura lesión. Nuestro entrevistado aprovechó esta complicada situación y se adueñó del puesto:. Este sería el puntapié en su carrera ya que en aquel Apertura 2003, en el que San Lorenzo fue subcampeón del Boca de Bianchi, logró afianzarse en el puesto, de la mano de Néstor Gorosito como entrenador de aquel plantel.

En tus comienzos en San Lorenzo tuviste que hacerte cargo del equipo con la lesión del ‘Pipi’ Romagnoli…

Fue una lástima por la lesión de ‘Pipi’, pero los jugadores siempre tenemos que estar preparados cuando la oportunidad llegue. Tuve la gran suerte que en ese momento estaba Néstor Gorosito de técnico, que mira para las inferiores y me agarró preparado. Lo disfruté mucho, hice un gran torneo, salimos sub campeones, lo que me dio la posibilidad de ir a jugar un Mundial con la selección sub-20.

A su vez, cuando volvió Romagnoli de la lesión, jugamos los dos juntos, así que para mí era un premio doble, porque lo tenía como un referente y como un espejo. Compartir la cancha con él fue algo muy lindo.

Walter Montillo (D) de San Lorenzo de Ar
Walter Montillo (D) de San Lorenzo de Ar | MARTIN BERNETTI/Getty Images

La liga argentina es demasiado táctica

¿Qué recuerdos tenés de aquella Copa Sudamericana 2002 en la que fueron campeones?

Fue una alegría enorme. Me hubiese gustado poder participar más, pero después, al recorrer los años y darme cuenta que yo era muy chico, a veces pensamos que las cosas van a suceder de un día para el otro sin tener un proceso. Ahora que soy grande, me di cuenta que fue espectacular lo que me pasó, si bien yo quería jugar más, Conseguirlo en una corta edad, en un club que me dio la chance de ser profesional, es algo importante.

Walter Montillo (I) de San Lorenzo de Ar
Walter Montillo (I) de San Lorenzo de Ar | MARTIN BERNETTI/Getty Images

Para la temporada 2006/07, Montillo fue cedido a préstamo de San Lorenzo al Monarcas Morelia (hoy Mazatlán FC) . El volante explicó las sensaciones de haber jugado en una institución que ya no es la misma, ya que cambió el nombre, la ciudad y los colores.

¿Cómo fue el hecho de haber jugado en un equipo que hoy ya no tiene el mismo nombre como el Morelia que pasó a llamarse Mazatlán?

Fue algo sorpresivo, de hecho lo hablé con quien era mi compañero de concentración de aquel entonces, Héctor Altamirano, y tenemos lindos recuerdos de la ciudad de Morelia. Era la primera vez que yo salía de Argentina y me encariñó ese lugar.

Para nosotros los argentinos, o para los chilenos, que es donde estoy ahora, no es normal esa situación, que un equipo se lo lleven a otra ciudad y le cambien el nombre, porque tiene una historia atrás. Es una lástima, me imagino que si pasa en Argentina o en cualquier lugar de Sudamérica es terrible. Yo lo había vivido en esa época en México con el Atlante, que se cambió del D.F. a Cancún pero no cambió de nombre, ni de colores. Para el extranjero no es tan difícil mudarse, porque estás contratado, pero lo más doloroso es para los hinchas.

¿Qué diferencias notaste entre la liga argentina y la mexicana?

Lo que tiene la argentina con respecto a otras ligas que yo jugué es que es muy táctica, demasiado. En las otras ligas todos salen a atacar, todos quieren ganar el partido jugando bien. A mí me gusta más ese estilo de juego, el que sale a proponer, los equipos que juegan con enganche.

En México en el momento que yo fui, estaban el ‘Hachita’ Ludueña, el ‘Chaco’ Giménez, que lo hacían en esa posición. Igualmente, sentí que en Morelia no tuve el rendimiento que sí tuve en otros equipos. También estuvo la mala fortuna que a mí me llevó Darío Franco y a la semana de llegar, lo echaron. El fútbol mexicano me gustó porque es muy dinámico y todos intentan jugar.

Fue algo sorpresivo lo que le pasó al Mazatlán

Luego de su paso por Botafogo durante el 2017, el volante deicidó colgar los botines por sus reiteradas lesiones y parecía ser su retiro definitivo. Sin embargo, seis meses más tarde Tigre le abrió las puertas y volvió a entrenarse.

Una dura lesión volvió a interponerse en su camino pero seis meses más llegó el esperado debut. En la temporada 2018/19, el club de Victoria peleaba por no descender de categoría y Montillo fue clave para que el ‘Matador’ diera pelea hasta el final, aunque finalmente no consiguieron mantener la categoría.

¿Cómo fue reencontrarte con ‘Pipo’ Gorosito varios años después en Tigre y ser campeones de la Copa de la Superliga?

Me puso muy feliz poder volver a trabajar con él porque es una persona que conozco mucho, que la aprecio, me gusta como trabaja deportiva y tácticamente a sus equipos. Que venga en una situación en la que nosotros estábamos prácticamente con la soga al cuello, que el equipo haya funcionado tan bien y yo lo haya podido ayudar a que él pueda ser campeón por primera vez como técnico es algo muy lindo.

Tengo los mejores recuerdos de él cuando arranqué en San Lorenzo: me ayudó a mejorar mi contrato, me dio la posibilidad de jugar a una corta edad y poder retribuirle todo eso fue espectacular. Siempre quiero que le vaya bien.

Walter Montillo, Nestor Gorosito
Racing Club v Tigre – Trofeo de Campeones Superliga 2019 | Rodrigo Valle/Getty Images

Fue hermoso ganarle a Boca jugando bien, porque a veces en estos mano a mano vos podés tener suerte en un partido o dos, pero Tigre jugó bien desde que llegó ‘Pipo’ y teniendo un fútbol vistoso. Por ahí con Boca jugamos bien los primeros 20, 30 minutos, después sucedió algo lógico entre un equipo grande y uno chico, que fue tratar de defender lo que habíamos conseguido en el primer tiempo. Por suerte pudimos levantar la copa que fue el objetivo que nosotros teníamos.

¿Cómo tomaron el hecho de ser campeones de la Copa de la Superliga, clasificar a la Copa Libertadores y, a la vez, haber descendido de categoría?

Era una parada difícil ese torneo, porque tuvimos la mala fortuna de haber recibido una mala gestión de tres años, pero nos tocó poner el pecho y la cara a nosotros. Jugamos ese torneo con la cabeza medio matada sabiendo que uno se estaba yendo a la B y los chicos que estaban en ese momento no les había tocado esa situación, pero el equipo se hizo fuerte. Eso se demostró a lo largo del torneo, porque cuando arrancó la Copa nadie la quería ganar y cuando van pasando las fechas todos quieren ser campeones. Nosotros fuimos unos justos ganadores.

La última: ¿cuál es el top tres de entrenadores de tu carrera?

Alejandro Sabella, ‘Pipo’ Gorosito y Cuca.



Fuente: 90min.com

Compartir