El partido de fútbol navideño entre alemanes e ingleses en la Primera Guerra Mundial


El fútbol ha servido como excusa para unir lazos incluso en los peores conflictos. Es la magia de este deporte y lo que le ha servido, en gran parte, para alcanzar la dimensión que hoy ostenta en todo el planeta. Ese poder de unión lo tuvo desde su génesis, hecho que se demuestran con el partido celebrado entre alemanes y británicos en plena Guerra Mundial.

Wikipedia

En pleno día de Navidad de 1914, británicos y alemanes celebraron uno de los más distintos en la historia. Tuvo lugar en Bélgica, cerca de la frontera con Francia. Pese a las reticencias, de forma espontánea los soldados pactaron una tregua para celebrar la Navidad. Fue así cuando, después de enterrar a sus muertos, un escocés sacó un balón y soldados de ambos bandos se pusieron a jugar.

No fue el mejor partido, no jugaron los mejores jugadores, pero significó mucho para el fútbol. Al parecer, el balón estaba desinflado, los cubos hacían de portería y el campo estaba helado. El encuentro, que acabó con el resultado de 3-2 a favor de los alemanes supuestamente, hizo que los participantes se olvidaran por unas horas del horror que estaban protagonizando.

¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, 90min_es, y nuestra cuenta de Twitter, @90minespanol!   





Fuente: 90min.com

Compartir