Ciro Immobile volvió a gritar, amargó a Cristiano y va por el Botín de Oro y el récord de Higuaín



Ciro Immobile volvió a gritar, amargó a Cristiano y va por el Botín de Oro y el récord de Higuaín 1

Lazio llegaba al partido contra el Brescia con una importante misión por delante: convertir a Ciro Immobile en el goleador de Europa. Con la consagración de la Juventus ya consumada, atrás quedó el sueño de volver a levantar el Scudetto después de 20 años. Enfocado en su nuevo objetivo, el equipo romano debía vencer a Brescia​, ya descendido a la Serie B.

El partido arrancó complicado para los de la capital italiana, quienes sufrieron el asedio de los visitantes durante los primeros minutos de partido. Pero a los 17 minutos del primer tiempo, Joaquín Correa frotó la lámpara: tras sacar a pasear a tres jugadores del Brescia, tiró una pared genial con Immobile, gambeteo al arquero y puso el primero del local.

A partir de ahí fue todo un monólogo de Lazio, que contó con innumerables chances de ampliar el marcador, pero entre Andrenacci, arquero del visitante y fallos individuales, el resultado parecía que no se movería. El propio Immobile tuvo dos chances importantes a los 28 y 36 del complemento, pero sus remates se fueron cerquita del arco. Empatado con Lewandowski ​en 34 goles por ser el goleador de Europa, pasarlo parecía una misión imposible este partido.

Sin embargo, a ocho minutos del silbatazo final, el Tucu Correa aprovechó una pérdida del Brescia para comandar una contra letal que terminó con un pase de cara externa para el actual Capocannoniere, quien pareció decirse a si mismo ‘la tercera es la vencida’ y cruzó el derechazo ante la apurada salida del arquero rival. Gol y abrazo entre el italiano y el argentino. Tuvo un par de chances más Lazio, pero no pudo concretarlas, aunque el objetivo ya estaba cumplido.

Con este gol, hubo un cambio en el liderazgo de la pelea por el Botín de Oro: Ciro Immobile desplazó a Robert Lewandowski como el goleador del Viejo Continente con 35 goles. Segundo está el polaco con 34. Atrás quedaron Cristiano Ronaldo​ con 31 (que también lucha con el italiano por el Capocannoniere), Timo Werner (27) y Leo Messi (25).

Pero más allá de la pelea por el Botín de Oro, Immobile quedó cerca de romper un récord histórico que había marcado Gonzalo Higuaín con la camiseta del Napoli, cuando en la temporada 2015/16 convirtió 36 goles. Con esa impresionante marca, Pipita superó los 35 que había anotado el sueco Gunnar Nordahl, del Milan, en el campeonato 1949/50.

¿Cuál será el rival de Lazio en el último partido de la Serie A, donde Immobile tendrá esa chance histórica? Justamente el Napoli, el club del que Higuaín se fue en malos términos a la Juventus. El choque será desde el domingo a las 15.45 en el estadio San Paolo, el mismo de las grandes hazañas de Maradona. ¿Será el lugar en el que Immobile escribirá la suya?



Fuente: Clarin.com

Compartir