Blanco y Miguel, primeros fichajes del nuevo Madrid



Blanco y Miguel, primeros fichajes del nuevo Madrid 1

El Real Madrid va trabajando en segunda línea, mientras el primer equipo pelea el título de Liga, para confeccionar la plantilla del equipo blanco en la temporada 2021-22. Se dedican esfuerzos por supuesto a los grandes nombres, los que ya están cerrados (Alaba, a falta de firma oficial) y los que se esperan que lleguen (Mbappé, por delante de todos los demás). Pero también se trabaja en el fondo de armario y en ese sentido el Madrid tiene decidido dotar al equipo de amplitud el curso próximo gracias a jugadores de la cantera, con dos nombres seguros ya sobre la mesa: Miguel Gutiérrez y Antonio Blanco. Los dos serán del primer equipo a partir de julio.

La decisión es lógica, sólo hacía falta verles en las oportunidades de que han dispuesto esta temporada para apreciar que tenían lo necesario para ser parte del grupo madridista. Blanco lo dejó claro en los dos partidos en que fue titular, ante Cádiz (0-3) y Osasuna (2-0); el equipo ganó y fue solvente atrás y adelante, y al medio centro no se le vieron las costuras en ningún momento. Además, con su subida al primer equipo el Madrid corregirá una carencia que lleva arrastrando dos años, desde que Marcos Llorente se fue al Atlético: la de un jugador de garantías para dar minutos de descanso a Casemiro.

En el caso de Miguel, su debut con el primer equipo se hizo esperar más, pero ante el Granada al fin fue titular en un duelo de máxima exigencia, con el título en juego, y la respuesta fue la esperada. No sólo dejó excelentes maneras atrás y mucha presencia arriba, también personalidad para asistir a Modric con un sutil toque de vaselina para que hiciese el 0-1 y abriese el camino del triunfo. El ascenso de Miguel Gutiérrez a lo largo de las últimas temporadas en la cantera blanca estaba perfectamente documentado en el Madrid, lo de Granada sólo sirvió para certificar lo que ya se intuía.

Además, el lateral izquierdo llegaría para suplir otra carencia del equipo, la del jugador que dé minutos de refresco a Mendy, que lo ha jugado casi todo este curso y al final ha terminado por lesionarse de tanta carga de partidos. Ese papel lo venía desempeñando Marcelo, pero el tramo final del curso ha demostrado que ya no está para el máximo nivel: sin apenas acumulas esfuerzos y pese a que ha trabajado en su tiempo libre con un preparador personal, cuando le ha tocado jugar ha vuelto a flaquear y sigue siendo propenso a las lesiones.

Además, ante el Sevilla fue sustituido por Miguel y se marchó con gesto de enfado. El segundo capitán blanco lo tiene difícil para seguir acumulando minutos en el Madrid, el club intentará que salga este verano, aunque para ello necesita encontrar quien se haga cargo de su sueldo (ocho millones netos por temporada; tiene contrato hasta junio de 2022). Miguel tiene ofertas de Primera División, pero no ve con malos ojos quedarse en la plantilla para ser el suplente de Mendy, sabedor de que la carga de partidos le acabará dando oportunidades. Lo mismo sucede con Blanco.

Arribas, Marvin y Chust

Los casos de Miguel y Blanco son los que ya tienen una decisión prácticamente firme; hay otros nombres sobre la mesa, los de Arribas, Marvin y Chust. Los tres dependen de varias cuestiones, empezando por si el Castilla de Raúl asciende o no a Segunda División (este domingo juega el primer partido del Play-off ante el Ibiza). Arribas gusta a Zidane, y mucho, por lo que si el francés continúa en el Madrid tiene buenas perspectivas. Depende, claro, de lo que suceda con jugadores de su perfil en la actual plantilla, sobre todo Isco y Odegaard. Si uno de los dos sale (es muy probable, sobre todo en el caso del malagueño; el club no se plantea vender al noruego), se abriría un hueco para Arribas.

Marvin es un extremo al que Zidane utiliza como lateral diestro, ya sea en formado de lateral común o de carrilero en un sistema de tres centrales. Con Carvajal y ante la posible renovación de Lucas Vázquez (el acuerdo está más cerca tras la última oferta del Madrid), seguiría quedando Odriozola en la recámara, aunque es probable que el Madrid le busque equipo este verano. Un ambiente poco propicio para que Marvin se haga sitio, pero su versatilidad para jugar en defensa y en ataque es un comodín muy utilizable. Si eso sucede, estaría por ver si el puesto de cuarto central sería para el canterano o para Vallejo, cedido en el Granada.



Fuente: As.com

Compartir