1×1 del Celta: Iago Aspas no fue suficiente para puntuar


Rubén Blanco: Fue clave para mantener firme a su equipo en los primeros minutos. Utilizó sus reflejos para desviar con el pie un disparo de Wass y voló hasta la escuadra para impedir el tanto de Florenzi. En la segunda parte no tuvo mucho trabajo. No pudo hacer nada en el gol de Soler.

Kevin: Combativo como siempre en defensa, le faltó algo de lucidez en ataque. No obstante, se incorporó con bastante frecuencia y mantuvo siempre a raya a Gayà. Precisamente una acción con el lateral ché, en la que midió mal, le hizo ver la quinta amarilla y no jugará contra el Sevilla.

Aidoo: El ghanés vive mejor en el mano a mano que achicando balones a su espalda. Estuvo intenso durante todo el partido en la marca. Cerró bien la puerta por su costado derecho y no permitió que Maxi tuviera opciones dentro del área.No fue al duelo aéreo con Rodrigo en el gol local.

Murillo: Sufrió en los primeros minutos para adaptarse a la defensa de cinco, pero luego se metió de lleno en el partido y se mostró sólido hasta la fatídica jugada en la que despeja en semifallo el centro de Ferrán que propicia el tanto definitivo de Soler.

Araujo: Al igual que sus compañeros de zaga fue de menos a más durante el partido. Apenas cometió fallos ni se vio superado, pero sí se le vio sufrir en algún balón a la espalda. El mexicano dominó el juego aéreo y no tuvo problemas con Maxi.

Escudo/Bandera Celta

LaLiga Santander

*Datos actualizados a fecha 2 de febrero de 2020

Olaza: Se mostró sólido por su costado y, sobre todo, pertinaz en ataque, aunque sus centros no encontraron rematador en la mayoría de las ocasiones. Su mejor acción fue un balón aéreo que Toro Fernández remató de forma acrobática. Menos protagonista que otras veces a balón parado.

Okay: El centrocampista turco estuvo mayúsculo para completar su oscura labor y solventar los constantes errores de Fran Beltrán. Dejó boquiabierto a Mestalla con una ruleta al más puro estilo Zidane en una salida de balón desde atrás. Está en un buen momento de forma.

Fran Beltrán: El único jugador del Celta que no dio el nivel en Valencia. Fue una máquina de perder balones y culminó su desastroso encuentro con un remate de cabeza con los ojos cerrados a puerta vacía que se fue al limbo. Lleva ya varias semanas a un nivel muy bajo.

Rafinha: Una vez más fue el encargado de repartir juego. Intentó conectar siempre con Aspas y dar una salida limpia al balón. Cada vez que se acercaba al área creaba sensación de peligro. Perdió algún balón peligroso que permitió salir al Valencia al contragolpe.

Aspas: Omnipresente y casi perfecto. Estuvo en todos lados y lo hizo absolutamente todo bien.Dio una clase magistral de conducciones, regates, caños, pases… Únicamente le faltó el gol. Lo rozó en una falta directa en la que Parejo le negó la gloria bajo palos.

Toro Fernández: El uruguayo fue la gran sorpresa en el once después de estar con pie y medio fuera de Vigo en los últimos días. Liberó espacios para Aspas y realizó tres remates, dos se fueron desviados y uno acabó en las manos de Domenech. Carece de puntería.

Sisto (entró por Araujo): Volvió a jugar después de la reprimenda de Óscar por su comportamiento contra el Eibar. Apenas tuvo incidencia en el juego durante el tiempo que estuvo sobre el césped de Mestalla.

Smolov (entró por Toro Fernández): El delantero ruso realizó su debut con el Celta. Entró justo después del tanto valencianista y le faltó entendimiento con sus compañeros, aunque dejó algún que otro detalle de su enorme calidad. Su mera presencia impresiona dentro del área.

Mina (entró por Beltrán): El atacante volvió a Mestalla y la afición ché le agradeció sus cuatro años de servicio con una sonora ovación. Intentó penetrar por la derecha en varias ocasiones durante el poco tiempo del que dispuso.



Fuente: As.com

Compartir